¿Tienes problemas de próstata que afectan a tu rutina diaria?

Worried senior man sitting on sofa in living room

Con la entrada en la madurez, el riesgo de padecer patologías de próstata como la hiperplasia benigna (HBP) o desarrollar un tumor crecen notablemente. Unas, como el cáncer, más serias; otras, menos graves como la HBP. Pero todas suponen en mayor o menor medida, de entrada, un menoscabo importante en la calidad de vida del hombre.

Los hospitales Vithas de Valencia -Vithas Valencia 9 de Octubre, Vithas Valencia Consuelo y Vithas Aguas Vivas- cuentan con una dilatada experiencia en la detección precoz y el tratamiento del cáncer de próstata. También en ofrecer la última tecnología capaz de reducir hasta mínimos el riesgo de impotencia o incontinencia en el tratamiento de HBP.

Crecimiento benigno de la próstata

La HBP o agrandamiento de la próstata, es un proceso benigno que afecta a varones a partir de los 40-45 años. Consiste en un crecimiento de la parte glandular de la próstata que puede generar problemas urinarios como dificultad para orinar, menor fuerza del chorro, aumento del número de veces por día y/o necesidad de levantarse por la noche para ir a orinar.

Las opciones terapéuticas se pueden dividir en procedimientos por cirugía abierta y procedimientos endoscópicos transuretrales (cirugía endoscópica). La cirugía abierta está prácticamente en desuso; en la actualidad, priman los procedimientos quirúrgicos mínimamente invasivos.

“Son procedimientos efectivos y seguros, con escasas complicaciones, o si aparecen, de escasa gravedad y que permiten una rápida incorporación o vuelta del paciente a su vida habitual”, explica el Dr. José Luis Palmero, urólogo de Vithas Aguas Vivas y Vithas Valencia 9 de Octubre. Dentro de estos procedimientos de mínima invasión, destaca la cirugía con láser de la HBP.

El empleo del láser en el tratamiento de la HBP ha permitido realizar intervenciones igual de efectivas que las anteriores y mucho más seguras ya que las complicaciones son menores y de escasa gravedad. Una de las principales ventajas del empleo del láser en este tipo de intervenciones es que el riesgo de hemorragia prácticamente desaparece. “Es una gran ventaja puesto que reduce el tiempo de hospitalización, reduce el tiempo de sonda en el postoperatorio y con ello la cirugía resulta muy cómoda para el paciente”, explica el Dr. Palmero. Esta ventaja es de vital importancia en pacientes con problemas cardiacos, pacientes que toman fármacos anticoagulantes y/o antiagregantes … “puesto que en estos casos las hemorragias postoperatorias pueden tener peores consecuencias”.

Tecnología mínimamente invasiva en Vithas Valencia

Los hospitales de Vithas Valencia disponen de dos tipos de láser para la realización de estos procedimientos quirúrgicos: LÁSER VERDE Y LASER TULIO. Los dos son efectivos en el tratamiento de la HBP y han demostrado su seguridad y eficacia en este tipo de procedimientos.

Existen pocas diferencias entre ambos. “Si bien el láser TULIO puede tener mayor precisión quirúrgica ya que permite el empleo de instrumental quirúrgico endoscópico de menor calibre”, matiza el Dr. Palmero. Y añade, que “esta ventaja resulta beneficiosa para proteger la uretra, sobre todo en pacientes más jóvenes”.

En cualquier caso, ambos tipos de láser son eficaces en estos procedimientos, y su elección suele estar ligada al criterio técnico de cada cirujano. El Dr. Palmero señala que “para optimizar la eficacia y la seguridad de este tipo de procedimientos, deberían realizarse siempre por cirujanos con experiencia en el empleo de estas tecnologías”.

Unidad de Detección Avanzada de Cáncer de Próstata

Según la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), el cáncer de próstata es el más frecuente entre los hombres. Por su parte, la Asociación Española Contra el Cáncer apunta que su tasa relativa de supervivencia para casos localizados ronda el 100% a más de 5 años. Su detección precoz desempeña un papel fundamental para tratar la enfermedad y minimizar riesgo de efectos secundarios como impotencia o incontinencia.

Los hospitales Vithas Valencia 9 de Octubre y Vithas Valencia Consuelo cuentan con una dilatada experiencia en la detección precoz y el tratamiento del cáncer de próstata.

La Unidad de Detección Avanzada de Cáncer de Próstata de Vithas Valencia 9 de Octubre fue pionera en 2018 en ofrecer a sus pacientes la biopsia transperineal de próstata. En Valencia, solo dos centros hospitalarios, incluido Vithas, ofrecían esta posibilidad.

“Hasta tres de cada diez tumores de próstata pueden pasar desapercibidos con técnicas diagnósticas convencionales. Una primera exploración de la próstata diagnostica entre el 20 y el 40% de cánceres”, explica el equipo de urología de la Unidad de Detección Avanzada de Cáncer de Próstata de Vithas Valencia 9 de Octubre.

La biopsia transperineal (BTP) ha logrado subir esta cifra hasta el 73%, lo que supone una mejora de capacidad diagnóstica en una primera exploración del 82%.

La principal ventaja de esta prueba diagnóstica es su capacidad de determinar con exactitud la ubicación exacta del tumor. “Con las biopsias convencionales no es posible acceder a la zona anterior de la próstata”, matizan de desde la Unidad de Detección Avanzada de Cáncer de Próstata. Además, el hecho de que la biopsia transperineal permita un mayor número de punciones explica la mejora que supone en la determinación del volumen tumoral.

Tratamiento focal de cáncer de próstata

Recientemente, esta unidad ha incorporado el tratamiento focal para cáncer de próstata (https://bit.ly/2G3dv12 ) . “Esta técnica ya se encuentra dentro de lo que hoy en día se denomina tratamiento secuencial del cáncer de próstata”, afirma el equipo médico de la Unidad de Detección Avanzada de Cáncer de Próstata.

El concepto de tratamiento secuencial atiende a la a la agresividad del tumor. Así de, de menor a mayor agresividad del mismo, los tratamientos indicados son “la vigilancia activa -control sin actuación- , el tratamiento focal, la braquiterapia, la cirugía radical y la radioterapia externa”, matizan.

Con unos porcentajes de curación de en torno al 90%, el tratamiento focal logra mediante dos técnicas -la crioterapia y la electroporación- actuar estrictamente en la zona que ocupa el tumor. De esta forma, se evitan los temidos efectos secundarios de los tratamientos convencionales. Según los profesionales de la Unidad de Detección Avanzada de Cáncer de Próstata, “con el tratamiento focal logramos preservar la potencia sexual en un 99% de los casos, y la continencia urinaria en el 100%; estos resultados no se alcanzan con otros tratamientos”.

La realización de una biopsia transperineal por fusión es imprescindible para determinar la ubicación exacta del tumor y poder proceder, posteriormente, al tratamiento focal Los tratamientos focales utilizan la misma técnica que la biopsia transperineal, si bien el número de punciones se reduce considerablemente. “El paciente recibe el alta en las siguientes 24/48 horas”.

Otra de las ventajas de los tratamientos focales radica en el hecho de que, al actuar estrictamente en la zona del tumor, permite volver a tratar la próstata en caso necesario.

Detección precoz de recidivas

Distintos estudios (https://bit.ly/30rZn7M) apuntan a que uno de cada tres casos de cáncer de próstata tratado con prostatectomía radical -cirugía- reaparece tras un periodo más o menos largo de ausencia de enfermedad, reaparición que se denomina recidiva.
En 2020, Vithas Valencia 9 de Octubre ha introducido de forma pionera en la Comunidad Valenciana la prueba diagnóstica PSME-PET ( https://bit.ly/2HB7n0z. Su principal ventaja: es capaz de detectar precozmente recidivas de cáncer de próstata ante cifras bajas de PSA, que pasan desapercibidas con otras pruebas diagnósticas.

Braquiterapia de próstata

La braquiterapia es otra de las opciones terapéuticas que Vithas ofrece a los pacientes con cáncer de próstata.

La braquiterapia de alta tasa de dosis es eficaz en tumores de confinados en la próstata. Es decir, cuando las células malignas se localizan exclusivamente en esta glándula y no han invadido otros tejidos u órganos.

Esta técnica consiste en radioterapia introducida en la próstata mediante agujas y una microsemilla radiactiva movilizada robóticamente que administra toda la irradiación en pocos minutos, retirándose al final.

Tal como afirma el doctor Larrea, responsable del Servicio de Oncología Radioterápica del Hospital Vithas Valencia Consuelo, “el coste/eficiencia de la braquiterapia de alta tasa de dosis en el cáncer de próstata es muy bueno.

Además, la incontinencia urinaria y la impotencia se reduce a menos del 5% y 40% respectivamente y el absentismo laboral se acota a la décima parte pues en la actualidad con la braquiterapia los pacientes ingresan por la mañana y se van por la tarde; es prácticamente ambulatoria”.

La principal ventaja de este sistema es su efectividad en un tiempo más reducido, de tan sólo un día, puesto que permite aplicar una dosis muy alta de radiación en una región limitada del organismo sin que resulte dañado el tejido sano circundante”.

Dejar respuesta