¿Qué es el queratocono?

El queratocono es un proceso no inflamatorio, a menudo bilateral y asimétrico, caracterizado por el adelgazamiento y protrusión anterior de la córnea. Normalmente progresa durante la adolescencia y a menudo se estabiliza en la tercera década de la vida.

El queratocono es una ectasia. El término ectasia se define como una dilatación, distensión o expansión, que conduce a un aumento del área de la superficie por un proceso de alargamiento.

En la práctica, la progresión del queratocono puede ser evaluada analizando los datos adquiridos con la topografía corneal.

  • Signos precoces:
    • Aumento del astigmatismo, y cambios en el eje del astigmatismo
    • Signo de la gota de aceite (Signo de Charleaux).
    • Sombra en tijeras en la retinoscopía y alteraciones queratométricas
    • Discrepancia entre refracción objetiva y subjetiva
  • Signos tardíos:
    • Adelgazamiento estromal.
    • Líneas  de Vogt y Anillos de hemosiderina (Anillo de Fleischer )
    • Leucoma ‑ epitelial o subepitelial.
    • Signo de Munson.

En los primeros estadios de la enfermedad, las gafas y las lentes de contacto son el tratamiento habitual. En los casos más avanzados con astigmatismo corneal elevado e irregular y con opacidades estromales, las lentes de contacto no pueden mejorar la agudeza visual y se requiere de técnicas de tratamiento especiales.

En grados muy avanzados de queratocono puede necesitarse una queratoplastia penetrante (trasplante de córnea) para restablecer la función visual. Los Anillos Intracorneales pueden ser alternativa quirúrgica interesante para retrasar o evitar la queratoplastia penetrante en pacientes con queratoconos con córnea clara e intolerancia a lente de contacto.

Los anillos intracorneales actúan por el mecanismo que se conoce como “efecto de reducción del arco».

Desde hace unos años existe otra técnica que puede ser alternativa a las anteriores o complementaria a las mismas. Dicha técnica se denomina “Cross-Linking” y consiste en irradiar la córnea, previamente embebida con Riboflavina, con rayos ultravioleta. Esta técnica refuerza la resistencia corneal a la deformación y mejora la biomecánica del queratocono, estabilizando la progresión del queratocono.

En nuestra Unidad de Oftalmología del Hospital Vithas Perpetuo Internacional disponemos de todos los medios diagnósticos y terapéuticos necesarios para el manejo del queratocono. Nuestro equipo de Oftalmólogos posee amplia experiencia en el tratamiento del queratocono y pueden hacer una valoración de sus ojos anta la sospecha de padecer esta enfermedad.