¿Pasa algo si tomamos la píldora durante mucho tiempo?

Hace una o dos décadas, los anticonceptivos llevaban mayor dosis hormonal, por lo que los escasos efectos secundarios de los mismos podían aparecer con más frecuencia.   Pero esto no quiere decir que anulasen la función ovárica o de reproducción.

De hecho, con la píldora antigua y la nueva, se sabe que el ovario sano recupera su función hormonal normal tras la suspensión, ya sea tras meses o años. Los ovarios no se cansan, ni se bloquean de manera irreversible.

Efectos secundarios

Como en toda medicación, en el prospecto de los anticonceptivos también informan de la frecuencia aproximada de efectos secundarios; entre los que se indican como más frecuentes aparecen los cambios de humor, la irritabilidad, el manchado entre reglas los primeros meses, etc…

Lo que los ginecólogos vemos en las consultas es que, tras prescribir un anticonceptivo, un 80-90% aproximadamente de las pacientes se encuentran a gusto con ellos y no los suspenden.

Cambios de humor

Por otra parte, es muy difícil achacar los cambios de humor e irritabilidad al anticonceptivo; cuando son síntomas muy subjetivos y que pueden aparecer por muchos otros factores externos.

Capacidad reproductiva

Los anticonceptivos funcionan evitando la ovulación en la mitad del ciclo menstrual y anulando por tanto la secreción de hormonas naturales en el organismo.

Las reglas provocadas por los mismos son reglas artificiales ya que el ovario se encuentra en un estado de bloqueo o reposo. Pero es completamente reversible tras la suspensión del anticonceptivo y da igual el tiempo de uso.

No anulan ni reducen la capacidad reproductiva. Si tras la suspensión de la píldora vemos dificultades para un embarazo hay que buscar siempre otras causas y nunca achacarlo a un tratamiento con anticonceptivo.

Lo ideal es que la paciente que desee una anticoncepción eficaz y duradera y que le interese   tomar un anticonceptivo prescrito por su médico, vea por ella misma como de cómoda se siente con él.