Cinco consejos para evitar los excesos durante las comidas de Navidad

En esta época tan señalada debemos ser conscientes de la cantidad de alimentos que introducimos en nuestro cuerpo. Las fiestas navideñas son un periodo en el que solemos estar rodeados de comida, familia y diversión. Pero también es el momento de ser realista respecto a tu salud. Estos son algunos consejos sencillos para evitar comer en exceso en Navidad y Año Nuevo.

Consejos para evitar los excesos en Navidad y Año Nuevo

La comida en Navidad nos ofrece una oportunidad excepcional para disfrutar en familia, sin necesidad de abusar de los excesos en comida y alcohol. Para ayudarte a conseguir este objetivo, el Dr. Rodolfo Víctor Arruarana, especialista en nutrición de Vithas Tenerife, ha preparado una serie de cinco sencillos consejos para evitar los excesos en Navidad y Año Nuevo.

1. Crea un menú y controla las cantidades

Comienza por planificar lo que vas a cocinar y controla la cantidad de alimentos que se van a comer el día de casa celebración. De este modo evitarás que estas preparaciones sigan presentes en tu nevera durante los días o semanas siguientes.

2. Estima la cantidad de dulces y postres navideños

Lo mismo sucede con los turrones y polvorones. Planifica la compra y disfrútalos cuando corresponda y con moderación. Evita que esos dulces sigan en tu casa durante enero y así evitar su consumo. “Un comienzo de año más saludable, con información, sobre cómo hacer más fácil el abandono de un mal hábito de salud, con un plan de alimentación actualizado, también pasa por tener una despensa más pequeña”, detalla el experto en nutrición de Vithas Tenerife.

3. Aperitivos ligeros

La clave para no excederte está en los entrantes, si son ligeros y abundantes se controlarán más los excesos a la hora de los platos fuertes. Intenta que la base sea ensaladas, mariscos y carnes magras.

4. Raciones medidas según tu apetito

A la hora de servirte, trata de no llenar los platos. Mantener las cantidades de alimentos que acostumbras servirte en tu alimentación diaria, es una buena opción.

5. ¡Controla el consumo de alcohol!

Limita las copas de vino y otro tipo de bebidas alcohólicas durante las comidas e intenta que tu bebida principal sea el agua.

Dejar respuesta