Cinco trucos para evitar los empachos entre los más pequeños

El empacho suele producirse cuando los niños comen mucho, ingieren alimentos que no les sientan bien, o que lo han hecho demasiado rápido.

Con la navidad han empezado las celebraciones y por supuesto los no deseados excesos de comida y bebida. Las celebraciones son entrañables y debemos disfrutarlas, “sin embargo podemos disfrutar sin excedernos si aplicamos algunos trucos, sobre todo entre los más pequeños”, explica la Dra. Daniela Silva, responsable de la Unidad de Obesidad Integral y Nutrición de Vithas Internacional.

Y es que, la indigestión, más comúnmente conocida como empacho, suele producirse cuando los niños comen mucho, ingieren alimentos que no les sientan bien, o que lo han hecho demasiado rápido. Los síntomas suelen caracterizarse por dolor de estómago y en ocasiones puede tener ganas de vomitar o presentar diarrea, señala la Dra. Soledad Rodriguez, pediatra del Hospital Universitario Vithas Madrid Arturo Soria.

Prevención

Para evitar estas situaciones, sobre todo en navidad, es importante mantener cierto orden a la hora de comer. Las 5 recomendaciones para evitar empachos entre los más pequeños son:

  1. Evitar darles alimentos demasiado grasos así como dulces al día. Aquí se incluye la bollería, las chuches, los chocolates y seguir comiendo mucha fruta.
  2. Elegir el cacao puro sin azúcar en lugar de chocolate o cola-cao.
  3. En lo posible mantener las rutinas de comida diaria.
  4. Procurar que coma lentamente, masticando bien los alimentos.
  5. Aprovechar las fechas en familia para elaborar recetas en casa. Así sean galletas o repostería (típicas de las navidades), todo lo que hagamos en casa con buenos ingredientes será más saludable que lo que compremos hecho – especialmente su hablamos de bollería industrial.

Dejar respuesta